La policía de lo correcto

17 abril, 2009
Surgen en este vídeo palabras espontáneas de un tipo que a mí personalmente me gusta un rato, tanto por su música como por su mentalidad agresiva y directa. Quizás su comunicación corporal y oral no llegue tanto, pero es que nadie tiene porque ser perfecto. Además, a veces, esas cosas que llamamos imperfecciones (la policía de lo correcto sabe un rato de estas cosas) sólo son una poderosa arma selectiva de alíados y alíadas únicos y únicas. A mí me gusta entender a gente tan lejana y tan cercana una vez soy consciente de que he sido capaz de superar tan poderoso filtro selectivo como es el de la imperfección (quizás no haya nada tan perfeto como este concepto y su acepción). Yo también estoy harto de la policía de lo correcto; aunque yo no me estoy refiriendo a la policía como bien habréis captado ...

13 comentarios:

EsSa dijo...

Bunbury no es de mis favoritos, pero por una cuestión muy subjetiva de voces... Por lo demás, creo que es un gran autor.

En cuanto a la perfección... Sé que estoy muy lejos de ser perfecta, pero... ¿hay alguien que lo sea? Cada uno es como es...

Un saludo!

Isabel dijo...

Correcto, incorrecto, imperfecto, perfecto, menudo tema. Al final lo correcto y lo perfecto solo son conceptos subjetivos, abstractos, resultado del sometimiento voluntario a medirnos y compararnos por patrones establecidos de unas elites dominantes, por supuesto en beneficio de sus propios intereses.
Es un vicio nocivo catalogar según patrones demasiado bien aprendidos, percibir sólo en blanco negro, bueno malo…Así que estoy con Bunbury y contigo: no me gustan “las buenas costumbres de hoy, ni la policía de lo correcto” y aquí sigo ampliando el pensamiento y buscando mi propio equilibrio…ya sabes no importa el signo igual, lo que importa es que las restas empiecen a sumar.

Besos.

Mixha dijo...

No puedo escuchar el video pero lo trataré de ver en mi casa, estoy en mi trabajo en este momento. Pero me pareció muy interesante tu texto, lo interesante del género humano es que trata de buscar y entender a los demás buscando la perfección sin darse cuenta que al encontar las imperfecciones sabemos más quién es el otro,
me gustó, un beso

silvia dijo...

Tienes razón, no hay concepto más perfecto que la imperfección.

saludos, wilde

pasajera dijo...

a mi me gusta muchisimo Bumbury, y en general todo lo que dice...
y bueno, con lo de la perfección, ejem ejem, habría mucho que dialogar sobre ese concepto

precisamente la semana pasada tuve la intención de escribir algo titulado: "politicamente correcto y socialmente bien visto" creo que con bastante relación a "la policia de lo correcto"
en fin, creo que nos referimos a lo mismo... por mi parte me temo que seré un "caco" toda mi vida
Un biko!

Wilde dijo...

Essabajo mi punto de vista la imperfección es lo que hace perfectas las cosas, por tanto, quizás todo individuo sea perfecto, o una gran mayoría, o muchos, bueno, al menos algunos je!

IsabelY las sumas a restar ...

MixhaNuestras diferencias nos hacen iguales, no nuestras semejanzas. Creo ...

SilviaTotalmente, pero totalmente, de acuerdo contigo je!

PasajeraPrecisamente identifico a los 'imperfectos' en la sociedad de la 'policia de lo correcto' ...

Gracias y a tod@s y un saludo!

Un cura dijo...

Hay una cultura en la que los antiguos artistas, cuando hacían un mosaíco o un dibujo incluían un defecto que rompiese su perfección... para recordar que en el ser humano, la imperfección es una cualidad, y es necesaria para que siempre sigamos creciendo.
Un saludo y felicidades por tu blog.

Centro Cultural Caixanova dijo...

Estamos de acuerdo, no hay nada más perfecto que la imperfección. Incluso como concepto es perfecto ya que asumirlo no impide tratar de hacerlo mejor cada día.

La imperfección es la clave de la superación.

Enhorabuena por abrir este debate tan interesante. Nos vemos en facebook.

elgordo dijo...

Gran tipo el Bunbury.

Me gusta este blog.

Un saludiño!

Anónimo dijo...

"Y cuidado que nos vigila la policía de lo correcto y las buenas costumbres de hoy" hace alusión a ciertas tendencias políticas. Defensoras aférrimas de la moral (al menos en apariencia), y con gran tendencia a querer imponer eso que llaman buenas costumbres a los demás. Siempre hilando fino, un verdadero hombre del renacimiento es Bunbury, brillante

Anónimo dijo...

Quería decir "acérrimas". Perdón :-)

Anónimo dijo...

Muy buen articulo, estoy casi 100% de acuerdo contigo :)

Anónimo dijo...

Felicitaciones, muy interesante el articulo, espero que sigas actualizandolo!