El arte de ser difícil

25 agosto, 2012

Hay una parte de mi que a veces precisa de un montón de gente para entenderse. Gente que ya no está. Que ya se ha ido. Pero gente que ha dejado un apasionante rastro en forma de palabras con las cuales lograron dejar una huella importante a un montón de dudas ajenas. Ciertas palabras de cierta gente suelen ser un simple disfraz de sentimientos y sensaciones quizás vividas realmente. Un resultado matemático de sumar y restar vivencias, multiplicar las más intensas, dividir las más dolorosas. Cuando consigo ser trascendental de forma auténtica creo ver todo muy claro, creo entenderlo todo acerca de la esperpéntica humanidad y recordar a través de estas palabras y gente que todos debemos estar conectados desde siempre. Que todos tenemos la misma edad, solo que en distintas épocas. Es evidente que hay una parte de mí que precisa de un montón de cosas para entenderse, el arte de ser difícil    ¿cómo explicar?

2 comentarios:

Vida Nueva dijo...

Yo estoy mucho más cerca que nunca de saber de qué va esto, aunque eso lo sabremos en otro sitio, en otra vida, no en esta.
Ya nos enteraremos.

Wilde dijo...

Si, tienes toda la razón. Pero ... ¿y si allí, en otro sitio, en otra vida, nos la trae al pairo el enterarnos?